En este blog encontrarás información que te ayudará a elegir los complementos adecuados para que descanses mejor. Esperamos que disfrutes con este artículo:

¡Decora la habitación de los peques para el invierno!

Papás, mamás… ¡El señor Invierno casi está aquí! Y con él vienen las corrientes de aire, los estornudos, los resfriados y esa sensación de frío que nos sube por los pies y acaba convirtiéndose en un verdadero quebradero de cabeza. Sabemos que muchos de vosotros estáis insistiendo estos días a vuestros hijos para que se abriguen bien y no se destapen por la noche. Pero, ¿Realmente está su habitación preparada para el invierno? ¿Estamos manteniendo el calor en el hogar?

Si no quieres que el frío invierno se cuele en el dormitorio de los niños, ¡Hay que tomar ya medidas! Es hora de entrar en el cuarto de los peques y revisar cuáles son las fugas de calor, cambiar tejidos ligeros, crear un ambiente de cobijo, en definitiva, darle un toque más acorde con la estación del año que viene. Desde Colchones.es vamos a darte algunos consejos de decoración para que prepares el dormitorio de los peques para los meses de frío.

Pinta las paredes de alegría

Todas las habitaciones infantiles deben tener un carácter alegre, motivador, que les inspire para jugar y sentirse en su pequeño mundo. Pero más todavía en invierno, donde los ambientes fríos pueden resultar muy frustrantes. El invierno es frío, desapacible, lluvioso. Y los días más nublados, las habitaciones pierden luz y color. Si el color de las paredes es de un tono liso y claro, es probable que sientan vivir en un frigorífico.

¿Soluciones? Que el invierno esté fuera, no dentro. Cambiar el color de la pared del dormitorio por uno más alegre, como el azul o el verde esperanza. O cubrir los espacios más vacíos de la pared con vinilos o pegatinas infantiles, colgar pósters de sus personajes de dibujos animados preferidos, o cuadros graciosos e ilusionantes. Tenemos un ejemplo en Imagui.

Paredes para niños

¡Cambia fundas y edredones!

Los tejidos ligeros también deben desaparecer para el invierno. Además de una buena funda nórdica para niños, puede ser conveniente añadir a la cama una o dos mantas, según la temperatura que haya en la casa. Existen diseños muy elegantes y al mismo tiempo originales, divertidos, entrañables, que le darán un toque más alegre y les ayudará a sentirse más calentitos por la noche.

No viene mal tampoco que, si durante el día se les ocurre sentarse en la cama a leer un cuento o dormir la siesta, tengan cerca una pequeña manta, como las que solemos tener en los sofás. Así podrán taparse si tienen sensación de frío, ya que es en esos momentos, los menos pensados, cuando acaba llegando el resfriado.

Más cojines y peluches

En invierno, los cojines que no falten, preferiblemente si están cubiertos por una funda de lana, terciopelo o algún tapizado que transmita calor. La sensación de acostar la cabeza sobre un tejido de algodón que está húmedo y frío a uno que, más bien, transmite seguridad y refugio no tiene descripción. Al menos, debería haber 2 o 3 cojines que pueda utilizar si se tumba en la cama durante el día (luego se pueden quitar para dormir más tranquilo).

Más allá de los cojines, ¡No te olvides de sus amigos los peluches! Suaves, graciosos, entrañables…, les darán no sólo bienestar y calma durante la noche, sino también calor y cariño. Una cama llena de ositos, conejitos y distintos tipos de muñecos de peluche puede ser un lugar muy acogedor, tierno y confortable. Se pueden colocar por toda la sala. Fíjate en esta habitación de Hoy Deco.

Crea un espacio para jugar

¿Cuántas veces no llega mamá de improviso a la habitación y se encuentra a los niños jugando… en el suelo? Los niños necesitan espacio, un lugar donde puedan expandir su imaginación y moverse a placer. Su dormitorio es el mundo en el que viven sus muñecos. Su pequeño castillo, donde ellos son los reyes. ¡No puedes obligarles a que jueguen sentados y quietecitos! Pero sí propiciarles el espacio adecuado.

Un gran invento que nos comparten en el blog de Decora tu alma son los tipis. ¿Y qué es esto de los tipis? ¡Una tienda de campaña! Para que los niños puedan hacer el indio sin salirse de la manta. Un verdadero cuartel general donde podrán colocar sus muñecos, peluches, juguetes, cojines preferidos y todo lo que a ellos les haga sentirse felices. ¡Mira qué contento se le ve!

Tippies infantiles

No me resisto tampoco a enseñaros este otro que nos enseñan en el blog de Habitissimo, combinado con una cama de madera en altillo, para que veáis que se pueden encontrar muchos estilos para ahorrar espacio.

Espacio de juegos

En caso de que no tuvieras espacio suficiente para montar un tipi, ten en cuenta que los niños siempre necesitarán una parte más o menos amplia de su habitación para jugar. Si no quieres arriesgarte a verlos tirados por el suelo, otra solución es colocar una manta infantil grande en la parte de la habitación donde suelan jugar.

¡Inventa un dormitorio temático!

¡Convertir su habitación en un castillo de cuento! Como la que nos enseñan en Espacio Hogar. Basta ponerle unas cortinas colgantes a la cama, decorando las paredes como si fueran muros de piedra, con sus columnas y sus almenas. ¿Verdad que así sí que te apetece jugar en tu habitación? ¿Cuántos de nosotros no habríamos querido tener una habitación así de pequeños? Un dormitorio de cuento para príncipes o princesitas, muy acogedor y entrañable.

Cuarto infantil

¡Pero hay otras muchas ideas que podemos imaginar para crear dormitorios temáticos! Una casa árbol para que tenga su propio espacio de juegos, una habitación espacial para esos niños que de mayor quieren ser astronautas. ¡La lista de ideas es interminable!

Añade pequeños cambios en los muebles

Los pequeños detalles son muchas veces los que marcan la diferencia en la decoración de un dormitorio. Más todavía en los dormitorios infantiles. Si tienen una mesa de juegos o sillitas de madera para sentarse, siempre será más recomendable tapizar el asiento y el respaldo con algún tejido rugoso para disminuir la sensación de frío. En su defecto, puedes añadir algún bordado sencillo anudado al respaldo de la silla.

Por otro lado, piensa también en los días nublados, ya que el dormitorio estará más oscuro de lo normal. ¿Habrá suficiente luz en la habitación para no encontrarte un día a los niños jugando medio a oscuras y forzando la vista? Hay una impresionante variedad de lámparas infantiles con dibujos entre las que puedes elegir. Colócalas en lugares estratégicos y déjalas encendidas cuando vayan a empezar a jugar.

Coloca estores infantiles

Las ventanas son una de las asignaturas pendientes de nuestras alcobas. Además de cubrirlas bien con burletes para que el invierno no se cuele por las rendijas, conviene cambiar las cortinas por unas más rugosas y utilizar algún que otro estor decorativo para crear una doble capa. Para generar sensación de cobijo y aislamiento, puedes añadir a tus cortinas unos bonitos estores con aire juvenil como las maravillas que nos enseñan en Decora Ideas. Le darán colorido y alegría a la ventana, además de que podrás aprovechar para combinarlos con tejidos a juego en edredones o alfombras.

Cortinas infantiles

Piensa con los pies

A veces pensar con los pies es la mejor solución. Sobre todo en invierno. Si los niños tienen los pies fríos, porque el suelo está frío, no importa cuántas piezas de ropa les pongas. El frío les irá subiendo por el cuerpo. La solución más cómoda es apostar por una alfombra grande o moqueta infantil; es lo que más encanta a los niños y tú no tendrás que asustarte de si se sientan en el suelo en algún momento. Además, también es un elemento decorativo que le dará un toque muy alegre y divertido a la habitación. Puedes poner una de colorines, como esta de Decoora.com

Moqueta colorida

Consejos extra para un invierno con niños

Y como sabemos que siempre todas las precauciones son pocas, después de que hayas preparado la habitación de los niños para este invierno, te invitamos a que tengas en cuenta algunos consejillos prácticos que nunca vienen mal.

  • Mantén las ventanas y puertas cerradas para que no entren corrientes de aire, especialmente cuando estén jugando o en las horas de más frío. En el caso de que le dé miedo, deja la puerta con una rendija abierta (atrancada para que no golpee) o una pequeña lámpara encendida.
  • Asegúrate de que los niños están bien tapados en el momento de irse a dormir. Recuérdaselo también para que no se destapen durante la noche. O si son muy peques todavía, échales un ojo. También es importante que se abriguen bien en el momento de levantarse de la cama, ya que es cuando se produce un cambio de temperatura más brusco.
  • Si tu casa tiene calefacción central o climatizador térmico, no es conveniente dejarlo encendido toda la noche si te supone mucho gasto, pero en todo caso asegúrate de que los niños no tienen frío, pero que tampoco se agobien con tantos tejidos en la cama. Utiliza un termómetro para ver a qué temperatura está la sala.

Con esto y un bizcocho ya estaremos preparados para dar una cálida bienvenida al frío invierno. ¿Y tú, ya has preparado la habitación de los niños para que no pasen frío? Si te sientes orgulloso de la habitación de tus hijos, te invitamos a que nos envíes la fotografía al Facebook de Colchones.es o a través de nuestro Twitter (@colchonesES)

¡¡¡Os deseamos un invierno abrigado y calentito!!!

Publicado en Decoración, Dormitorios, Niños y adolescentes Etiquetas: abrigar el hogar | decoración | decorar dormitorios | dormiotrios infantiles | dormitorios | dormitorios de invierno | la habitación de los peques en invierno | mantas | nórdicos infantiles | prepara la casa para el invierno | tippis
Suscríbete por email

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Responsable del fichero: ZIA6 S.L . Finalidad: gestionar el envío de la información que nos solicita. Destinatarios: No se comunicarán los datos a terceros. Derechos: acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional. Puede consultar información adicional y detallada en nuestra Política de Privacidad