Cómo cuidar el colchón. Consejos según su composición

Para que un colchón se mantenga en óptimas condiciones de uso es muy importante seguir unas pautas de mantenimiento, sólo así nuestro descanso será reparador. En este post os contamos cómo cuidar el colchón. Las instrucciones son muy sencillas de seguir. Simplemente bastará con girar y voltear el colchón cada cierto tiempo, protegerlo con una funda protectora o cubrecolchón y limpiarlo adecuadamente.

El objetivo de estas tareas de cuidado y mantenimiento es disfrutar de todos los beneficios que aporta el colchón durante su tiempo de vida útil que en la gran mayoría de los colchones es de unos 10 años.

Un colchón por dentro

Para saber cómo cuidar el colchón es importante que veas de qué material están fabricados su núcleo y acolchados. Si éstos están presentes en ambas caras. Según estos factores el cuidado será distinto. Veamos un colchón por dentro.

Giros y volteos del colchón

Para que un colchón se mantenga en óptimas condiciones de uso es muy importante seguir unas pautas de mantenimiento, sólo así nuestros descanso será reparador. Estas instrucciones son muy sencillas de seguir: simplemente bastará con girar y voltear (si está acolchado en ambas caras) el colchón cada cierto tiempo, protegerlo con una funda transpirable e impermeable y limpiarlo adecuadamente.

En Colchones.es os hemos preparado un vídeo para mostraros cómo se hacen los giros y volteos.

Además de seguir estas pautas de giros y volteos, es muy importante proteger al máximo nuestro colchón. Para ello, os recomendamos que uséis una funda protectora que sea siempre transpirable e impermeable, sobre todo si duermen sobre él niños que pueden mojar la cama o durmientes muy calurosos que sudan mucho por la noche. De este modo se evita que la humedad pase al colchón.

Otra recomendación, es importante cuidar la espalda, de ahí que si hemos de mover un colchón de grandes dimensiones es mejor hacerlo entre dos o más personas. Recordad que al hacerlo vuestra columna debe estar alineada, de este modo hemos de flexionar las rodillas y mantener la espalda recta como os mostramos en el vídeo.

Por qué es importante voltear y girar el colchón

Cuando dormimos nuestro cuerpo transpira y esta humedad que desprendemos se traslada al colchón, al girarlo y voltearlo estamos ayudando a que esta humedad desaparezca del colchón, evitando así que se concentren las bacterias y proliferen los ácaros y en algunos casos incluso llegue a aparecer moho.

Es muy importante dejar respirar el colchón. Es conveniente que al moverlo cada cierto tiempo dejemos el colchón apoyado en una pared o en un armario durante varias horas antes de volver a apoyarlo sobre su base, de este modo permitiremos una mejor aireación de la pieza. También ayuda mucho que dejemos unos minutos la cama sin hacer después de levantarnos, de este modo el colchón también respira.

Además, al girar y voltear el colchón evitaremos que los acolchados de la pieza se apelmacen y sea más fácil y rápido que vuelvan a tener su forma original. De este modo el colchón permanecerá en óptimas condiciones para nuestro descanso por más tiempo.

Cuándo hay que girar y voltear el colchón

No todos los colchones deben voltearse, sólo lo haremos cuando se trate de un modelo que ha sido pensado para usarse por ambas caras. Si es así, lo voltearemos de izquierda a derecha, como mínimo cada tres meses.

Independientemente de que el colchón sea igual por ambas caras, siempre habrá que girarlo de arriba a abajo, es decir de pies a cabeza, para que el peso del durmiente se reparta por igual. Lo haremos cuantas más veces mejor, como mínimo cada dos meses.

En Colchones.es queremos daros un truco para saber cuándo tocará voltear y cuando girar. Es muy fácil. Coged papel y lápiz y anotar el movimiento que realizáis junto a la fecha en la que habéis realizado este desplazamiento. Así os ayudará a saber cuáles son los movimientos y cuándo toca realizarlos.

Cómo cuidar el colchón

Cómo limpiar un colchón. Trucos y consejos

En Colchones.es nos preocupamos no solo de vender los mejores colchones del mercado y a los mejores precios, sino de que éstos tengan una vida útil lo más larga posible, sin perder sus cualidades. Para ello, sabemos de la importancia de realizar un buen mantenimiento y limpieza de los colchones. En el post de hoy queremos compartir algunos de nuestros conocimientos sobre cómo limpiar un colchón si se ha manchado y aunque no sea así, para que se mantenga en un perfecto estado.

Muchas son las incidencias que pueden acontecerle a nuestro colchón gracias al uso diario: el polvo que está en el ambiente, que se ensucie o manche, que se moje porque se nos derrame algo o porque tengamos niños pequeños y se hagan pis, que huela mal, etc.

La limpieza y cuidado regular del colchón son imprescindibles para que nos dure mucho tiempo en perfecto estado. Para ello deberemos:

  • Ventilarlo diariamente de 5 a 10 minutos después de levantarnos y antes de hacer la cama. Esto es «no hacer la cama y dejar el colchón descubierto de nórdico o mantas» para que el colchón y su sábana se ventilen, transpiren. En verano recomendamos algo más de tiempo pues se suda un poco más y por tanto el colchón se humedece más y requiere mayor ventilación.
  • Batear el colchón en posición vertical para que caiga el polvo. Lo recomendable es cada mes, así nos desharemos del polvo y las partículas acumuladas. Es mejor opción que la aspiradora, que si el colchón cuenta cerca de su tapicería con capas de fibra puedes romperlas, deshacerlas y absorberlas.
  • Cada tres meses es recomendable que movamos el colchón. Dependerá si está fabricado pensando en que pueda ser usado por una sola cara (en este caso sólo deberás girarlo sobre si mismo), o para ser usado por ambas caras (en cuyo caso lo deberás girar cada 3 meses, y una de cada dos de esas veces también girarlo. Así garantizamos que no se deforme indistintamente, que no se apelmace, y que mantenga la solidez y consistencia inicial.
  • Es muy aconsejable utilizar una funda protectora o cubrecolchón, que deberá ser siempre impermeable y transpirable.
  • Lava la ropa de cama todas las semanas con agua caliente para eliminar los ácaros del polvo.
  • Lavar la almohada una vez cada dos meses.

Qué hacer si se ha mojado y/o manchado el colchón

El colchón, además de la limpieza básica regular, puede sufrir diferentes incidentes. Y uno de estos posibles accidentes domésticos es que se moje. Si tenemos niños pequeños en casa es posible que se hagan pis alguna vez, las mascotas o nosotros mismos, podemos mojar o manchar el colchón.

¿Qué hacer en estos casos? Con paciencia podemos limpiarlo y conseguir que la humedad desaparezca y que no florezca, evitando así, la proliferación de microorganismos.

Lo primero que tenemos que hacer es intentar secarlo o eliminar dicha mancha de inmediato. El primer aspecto a tratar es conseguir eliminar la humedad. Cubriremos la zona mojada con toallas limpias y secas para que absorban la mayor cantidad de líquido posible, presionándola, pero sin frotar. Repetiremos el proceso con más toallas hasta que la zona quede bastante seca. El papel de cocina también puede ser de ayuda.

Si la zona mojada es de agua, podemos proceder ya directamente al secado. Si por el contrario, es de pis o cualquier otro fluido que puede dejar una huella, tendremos que tomar medidas adicionales para limpiar la mancha. Para ello crearemos una limpieza “en seco”. Pero antes de proceder a este remedio, es necesario que consultéis las instrucciones de limpieza del colchón que proporciona el fabricante, ellos son los expertos.

bicarbonato sódico. Fuente: http://bloghogar.com/

Una opción para limpiar las manchas es mezclar un cuarto de taza de detergente en polvo con agua fría (no más de una taza). Podemos usar también detergente de tapicería o un jabón suave, pero siempre neutro. El bicarbonato sódico también es una excelente opción. Con un cepillo de cerdas suaves o una esponja seca, los mojamos escasamente en la mezcla y frotamos suavemente sobre la mancha. Después enjuagamos la esponja, la escurrimos y limpiamos la espuma del colchón. Siempre con cuidado para mantener la zona lo más seca posible y para que ningún otro líquido penetre en la superficie del colchón.

En la web wikihow nos dan diferentes soluciones para diferentes tipos de manchas.

– Limpiar manchas de orina: Secaremos la mayor cantidad posible. Después usaremos un limpiador con enzimas e iremos secando de nuevo. Una vez seca, la espolvoreamos con bicarbonato de sodio. Lo dejamos reposar y a partir de las 12 horas lo quitamos.

– Limpiar manchas de sangre: Aplicaremos peróxido de hidrógeno al colchón y lo secaremos mientras burbujea. Después enjuagaremos la mancha con agua fría. También podemos hacerlo con un preparado de dos partes de agua por una de bicarbonato sodio. Lo dejamos reposar mínimo media hora y lo quitamos con agua y un paño.

limpiar manchas

Para finalizar procederemos al secado. Si es posible, la mejor opción es secar el colchón al aire durante un día completo. De no ser posible usaremos un ventilador o el secador de pelo, mejor con aire frío. Si lo hacemos con calor, deberemos hacerlo a intervalos cortos de tiempo, ya que con él, la tela puede volverse amarillenta.

En caso de que el colchón se ha mojado debido a una inundación o a cualquier otro hecho que hace que esté completamente empapado, quizás la única solución sea reemplazarlo.

Qué hacer si huele mal el colchón

Puede ser que el problema de tu colchón sea el olor, quizás aunque se haya secado y ya no haya manchas, tu colchón sigue oliendo un poco a orina. Para ello, existen en el mercado sprays para eliminar olores.

Impregnaremos de spray para eliminar el olor ambas caras del colchón. Después lo dejaremos secar durante un par de días y luego aplicaremos un ambientador que nos guste. Finalmente pondremos una funda hipoalergénica sobre el colchón.

Cuidar de nuestro colchón es cuidar de nuestra salud. Es muy importante mantener su higiene y conservarlo en buen estado. Si el colchón se mancha y/o moja y no se limpia y seca correctamente aparecerán hongos y moho, lo que afecta directamente a nuestros pulmones y sistema respiratorio. Alergias e incluso neumonía o pulmonía son algunas de las principales consecuencias que tiene en nuestro organismo.

Cómo limpiar y mantener colchones de muelles

Los colchones de muelles suelen ser los colchones que ofrecen una mayor vida útil, gracias a su resistencia y durabilidad. Disfrutarlos en perfectas condiciones durante todos los años de uso, depende de realizar un buen mantenimiento. En el post de hoy os explicamos cómo limpiar y mantener colchones de muelles.

Cuando compramos un colchón lo hacemos a conciencia, pensando en nuestra salud y necesidades, así como en nuestra economía. Es importante que también pensemos a largo plazo y hagamos lo que esté en nuestras manos para cuidarlo. ¿Qué cuidados requieren los colchones de muelles?

¿Cómo es un colchón de muelles?

Si tenemos un colchón de muelles lo primero que debemos saber es cómo es por dentro y cuáles son sus características, para así poder entender mejor cuáles son sus necesidades. Existen diferentes tipos de colchones de muelles:

  • El muelle bicónico o Bonell: se utiliza mayoritariamente para la elaboración de colchones. Es un muelle con una gran resistencia y durabilidad.
  • El muelle de hilo continuo destaca por la gran seguridad en el descanso. En su forma es muy parecido al muelle bicónico pero se diferencia de aquel en que toda la estructura de muelles del colchón se conforma con un único hilo de acero, de principio a fin del colchón, que conforma toda la carcasa del colchón, lo que los hace super-sólidos, casi indestructibles. 
  • El muelle ensacado son un tipo de muelles en el que cada muelle está dentro de un saquito de tejido independiente. La innovación que se consigue es que al dormir, los muelles no tiran unos de otros y sólo se flexionan aquellos que están recibiendo el peso del durmiente, adaptándose gradualmente a la presión ejercida, consiguiendo gran independencia de lechos y que no se noten los movimientos del otro.

Mantener colchones de muelles

Colchones de muelles, durmientes recomendados

Los colchones de muelles, por regla general, son ideales para:

  • Personas calurosas ya que los muelles cuentan con huecos de aire entre sí que permiten que transpire mejor el colchón.
  • Personas con sobrepeso ya que son muy resistentes. Aunque estos colchones están recomendados para personas con sobrepeso, es necesario mirar la etiqueta ya que algunos modelos presentan una limitación de peso máximo recomendado y es conveniente tenerlo en cuenta.
  • Bebés, niños y adolescentes. Debido a su resistencia facilitan la buena posición de la columna.

Mantener los colchones de muelles

Para que nuestro colchón de muelles esté en buenas condiciones durante su vida útil es necesario que le hagamos un buen mantenimiento desde el primer día.

  • Al desembalar el colchón es recomendable dejarlo airear unas horas para liberarlo de los olores que pueda traer derivados de la fabricación, el embalaje y el transporte.
  • Diariamente ventilarlo de 5 a 10 minutos después de levantarnos.
  • Cada mes batear el colchón en posición vertical, así nos desharemos del polvo y las partículas acumuladas.
  • Es importante apoyar el colchón sobre una base, bien sea un somier, canapé, etc. para que no se deforme y pueda transpirar.
  • Cada 10 años aproximadamente se recomienda cambiar el colchón.
  • Cada tres meses es recomendable girar y/o voltear el colchón. Según el modelo puede ser usado por una sola cara (en este caso solo debes girarlo sobre sí mismo), o para ser usado por ambas caras (en cuyo caso lo debes girar y voltear aproximadamente cada 3 meses). Así garantizamos que no se deforme indistintamente, que no se apelmace, y que mantenga la solidez y consistencia inicial. En este vídeo te explicamos cómo girar y voltear los colchones.

Cómo limpiar los colchones de espumación HR

Los colchones de espumación HR (Alta Resiliencia) se caracterizan por una buena adaptabilidad y firmeza. Son espumas cuyos materiales recuperan su estado original después de haber sido sometidos a una presión. Para que podamos disfrutar de estas propiedades el mayor tiempo posible es necesario realizar un buen mantenimiento del colchón. En el post de hoy os explicaremos cómo limpiar y mantener colchones de espumación HR.

Los colchones de espuma de alta resiliencia o HR (High Resilience) son un tipo de colchón de nueva generación. Estos colchones destacan por su adaptabilidad y firmeza sin perder transpiración. No hay que confundirlos con los colchones tradicionales de espuma, ya que nada tienen que ver.

Los colchones de espumación se diferencian de los de espuma en su densidad. Cuando hablamos de espumación HR nos estamos refiriendo a colchones con más de 26 kilogramos de densidad en el material principal de su núcleo.

Más densidad es igual a más cantidad de ese material utilizado para la fabricación del núcleo de ese colchón. Y, aunque el precio de estos colchones es mayor que el de otras espumas, también es sinónimo de mayor resilencia, mayor transpirabilidad, mayor resistencia al envejecimiento, a la humedad y a temperaturas elevadas.

Tipos de espumaciones técnicas

Colchones de espumación Airvex: El bloque de AirVex es una espumación de alta transpiración desarrollada por Flex. Consiste en un material suave, con una elasticidad del 80% (15% más que otras espumaciones técnicas) y con una firmeza que se adapta a cada usuario. Ayuda a una suave acogida al apoyar el cuerpo, además de regular la temperatura al dormir. Posee una alta resiliencia y durabilidad, además de una buena transpirabilidad.

Cuidar el colchón

Colchones de espumación Bultex: Estos colchones desarrollados por Pikolin son líderes en el mercado de las espumaciones técnicas. La espumación Bultex está formada por millones de alvéolos irregulares y de diferentes tamaños, agrupados en forma de nido de abeja, que actúan como microsoportes. Su estructura interna ofrece una resistencia proporcional al peso de cada persona.

Los colchones Bultex son sinónimo de elasticidad, alta transpirabilidad y evita que se note el movimiento de los durmientes. Si quieres saber ¿por qué comprar un colchón Bultex? No dejes de leer este post

Limpiar y mantener colchones de espumación HR

Por regla general, si quieres saber cómo limpiar y mantener colchones de espumación HR te recomendamos que sigas los mismos consejos de limpieza y mantenimiento que los colchones de otros materiales. Para que nuestro colchón de espumación HR esté en buenas condiciones durante su vida útil es necesario que le hagamos un buen mantenimiento desde el primer día.

  • Siempre que compramos un colchón es recomendable dejarlo airear unas horas para liberarlo de los olores que pueda traer derivados de la fabricación, el embalaje y el transporte.
  • Diariamente ventilarlo de 5 a 10 minutos después de levantarnos para que transpire y saque las humedades.
  • Cada mes batear el colchón en posición vertical, así nos desharemos del polvo y las partículas acumuladas.
  • Es muy aconsejable utilizar una funda protectora o cubrecolchón, que deberá ser siempre impermeable y transpirable.
  • Es importante apoyar siempre el colchón sobre una base laminada no rígida que favorezca la ventilación y evite la condensación de humedad.
  • Lavar la ropa de cama todas las semanas con agua caliente para eliminar los ácaros del polvo.
  • Lavar la almohada una vez cada dos meses.
  • Cada 10 años aproximadamente se recomienda cambiar el colchón.
  • Es bueno voltearlos y girarlos si el fabricante de cada modelo así lo recomienda, pues normalmente cuentan con un acolchado de visco o de látex que es donde realmente se duerme, en unos modelos a una cara y en otros por las dos.

Colchones de espumación HR, según durmientes

  • Si eres una persona calurosa o que suda mucho, la espumación no es la mejor opción. Y no por la espumación en sí, que aporta firmeza, evitando que te hundas (lo que podría darte calor), sino por los acolchados, que por lo general son de viscoelástica y aportan adaptabilidad, sensación de estar «acogido» y, por tanto, algo más de calor.
  • Si vives en una zona costera o con humedad, te recomendamos apoyar siempre el colchón sobre una base laminada que favorezca la ventilación y evite la condensación de humedad.
  • Indicado para personas delgadas o durmientes con peso no superior a 90 kilogramos o un Índice de Masa Corporal menor a 25.
  • Para personas que sufren de dolor lumbar.

Para más información ponte en contacto con nuestro equipo de expertos. Te atenderemos en el teléfono gratuito 900.701.086, de lunes a viernes de 8 am. a 20 pm. O deja un comentario en el post.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Responsable del fichero: ZIA6 S.L . Finalidad: gestionar el envío de la información que nos solicita. Destinatarios: No se comunicarán los datos a terceros. Derechos: acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional. Puede consultar información adicional y detallada en nuestra Política de Privacidad