El sudor y el descanso ¿cómo dormir mejor?

Sebastián de Tarragona nos hace llegar la siguiente consulta. Le gustaría saber cómo puede evitar la sudoración nocturna. Con la llegada del verano, dormir le resulta difícil. «Es complicado compatibilizar el sudor y el descanso. Sudo mucho por la noche y no descanso bien ¿Cómo puedo dormir mejor?», nos dice.

Las personas calurosas experimentan graves problemas de sueño en verano. Las altas temperaturas hacen que suden en exceso y les resulte difícil conciliar el sueño y dormir de manera ininterrumpida. En Colchones.es somos conscientes de este problema, por ello, en nuestra web tenemos un apartado específico con colchones especialmente recomendados para calurosos.

VER CATÁLOGO COLCHONES PARA CALUROSOS

El sudor, aunque molesto, tiene una función importante para el organismo, ya que mediante la sudoración eliminamos, entre otros elementos toxinas de nuestro cuerpo. El problema es cuando esta sudoración es excesiva, como es el caso de las personas con hiperhidrosis que puede afectar incluso a la hora de llevar una vida normal.

¿Por qué sudamos?

El ser humano necesita sudar para mantenerse sano. El sudor es una reacción natural que se produce en nuestro cuerpo para compensar un aumento de la temperatura corporal. La temperatura normal del cuerpo oscila entre 36 y 37 grados, cuando por determinadas circunstancias esta temperatura aumenta, el cuerpo responde sudando para volver a situarla en niveles normales. Por tanto, al igual que es malo sudar en exceso (por el peligro de deshidratación), también es malo no sudar.

Entre las causas de sudoración además del calor ambiental, se encuentran las situaciones de estrés o emocionales, el ejercicio físico que eleva la temperatura corporal. Es importante en caso de sudoración excesiva mantenerse hidratados. Beber líquido nos ayuda a compensar la pérdida de éste por la sudoración y nos permite equilibrar la temperatura.

El sudor y el descanso

¿Cómo evitar la sudoración?

En caso de sudoración excesiva se pueden tomar algunas precauciones para evitar sudar en exceso. Entre estas precauciones está la de evitar exponerse al sol, en las horas de mayor calor. Y por supuesto, evitar hacer ejercicio físico en estas franjas diurnas. Beber mucho líquido. Usar ropa transpirable, evitar la ropa ajustada y de tejidos que no sean transpirables. Lo mejor en verano es usar ropa holgada de algodón o lino.

A la hora de dormir, lo mejor es usar ropa de cama de algodón y pijamas de este tejido. Se puede recurrir a enfriar la habitación antes de dormir para estar más frescos y en los casos extremos dormir con algún tipo de sistema refrigerante.

Colchones para calurosos. El sudor y el descanso

Además de todas estas precauciones, en Colchones.es os recomendamos si sois muy calurosos, dormir sobre alguno de estos colchones para calurosos que recomendamos en nuestra web.

Los mejores colchones para calurosos son los modelos que disfrutan de una gran ventilación: sobre todo los de muelles o muelles ensacados. Además, en caso de contar con acolchados, es mejor evitar los modelos con viscoelástica superior a 2 cm de grosor. La viscoelástica a grosores superiores a 2 cm, aporta una gran acogida al cuerpo. Cuanto mayor grosor más sensación de abrazo, y por tanto más cálido el colchón. Os dejamos un vídeo explicativo sobre la viscoelástica y el calor.

Los acolchados más frescos son los de fibras hipoalergénicas. En caso de elegir colchones con acolchado viscoelástico, porque os guste la adaptabilidad que ofrece este tipo de espumación de gran calidad, os aconsejamos que la visco cuente con partículas como el gel o grafeno, que aporta un toque de frescor.

Si sois calurosos, también os aconsejamos que optéis por una base de descanso que facilite la transpirabilidad del colchón. Las mejores, las de láminas. Al pasar el aire libremente por el colchón, evitamos que la humedad provocada por la sudoración penetre en su interior.

Si los colchones se humedecen y no ventilan correctamente puede producir la aparición de bacterias, ácaros, hongos, moho, muy perjudiciales para la durabilidad del colchón, y para la salud del durmiente. Si sudáis en exceso os recomendamos girar el colchón y voltearlo (si está acolchado en ambas caras) cada mes (cuanto menos tiempo mejor). Así evitamos que la humedad se concentre. Se airea mejor el colchón.

Cualquier duda, estamos a vuestra disposición en el teléfono gratuito 900.701.086, de lunes a viernes de 8 a 20 horas. También podéis hacer vuestras consultas a través del campo de comentarios.

Suscríbete por email
Etiquetas: colchones frescos | colchones para calurosos | dormir con calor | insomnio | viscoelástica y calor

Autor: Inma Moltó

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *