¿Cuánto duermen los osos perezosos?

Unos crían la fama y otros cardan la lana. Este refrán español se podría aplicar perfectamente a los protagonistas de nuestro post de hoy, los osos perezosos. Con ese nombre lo imaginamos todo el día dormitando, sin hacer nada. Sin embargo, no es el animal que más duerme. ¿Sabéis cuál es?

El animal más dormilón es el koala. Este marsupial típico de Australia solo está despierto dos horas al día. Por tanto, duerme 22 horas al día. Eso en la época que no está hibernando, porque entonces el descanso es eterno.

Horas de sueño de los osos perezosos

Solo dos horas menos que el koala, son las horas que duermen al día los osos perezosos. Por tanto, de las 24 horas del día, 20 horas está durmiendo. Estas horas son las del periodo en el que no están hibernando.

Cuánto duermen los osos perezosos

¿Por qué duermen tanto los osos perezosos?

La razón que explica que los osos perezosos y los koalas duerman tanto, la encontramos en su alimentación. Dada su dieta a base de hojas, con bajo aporte calórico, necesitan descansar para ahorrar energía. De ahí que duerman tanto.

Además, el perezoso se mueve muy lentamente, para evitar gastar esa poca energía. Sus movimientos lentos y el descanso le permite reservar la energía para cuando la necesitan. Como curiosidad, cuando el oso perezoso se ve en peligro es capaz de moverse tan rápido como un reptil.

Su hábitat en los bosques tropicales de Sudamérica y Centroamérica, también le ayuda a guardar energía. Ya que al no hacer frío no necesita gastar energía para mantenerse caliente.

Los osos perezosos viven durante un mes en el mismo árbol, solo baja de él una vez en ese tiempo para hacer sus necesidades. Así, logra también, mantenerse a salvo de los ataque de los depredadores que habitan en estos bosques.

Día Internacional del Oso Perezoso

El tercer sábado de octubre se celebra el Día Internacional del Oso Perezoso. La razón de que exista este día es la necesidad de concienciar de la importancia de dejar a los animales vivir en su hábitat. Dadas las características del perezoso y su imagen tierna y dócil es víctima de los traficantes de animales.

Desgraciadamente que el perezoso tenga esa imagen dócil y tierna ha hecho que sea una de las especies que sufren el contrabando ilegal de animales. Las crías son robadas de la protección materna para venderlas como mascotas. Para luchar contra esta práctica, el Centro de Rescate y Rehabilitación de AIUNAU proclamó un Día Internacional para los perezosos.

Otros animales dormilones

Además del koala y el perezoso hay otros animales que son bastante, por no decir muy dormilones.

  • Armadillo: duerme casi lo mismo que el oso perezoso. Solo una hora menos. Al día reposa 19 horas.
  • Zarigüeya: al igual que el armadillo duerme 19 horas al día.
  • Lémur: descansa unas tres horas menos que los dos anteriores. Su sueño diario es de 16 horas.
  • Hamster: suelen dormir 14 horas al día.
  • Ardilla: duerme las mismas horas que los hamster (14 horas).
  • Gato: son los animales de compañía que más duermen. Como mínimo 13 horas al día.

Los animales que menos duermen

Hasta ahora os hemos comentado los animales más dormilones, pero nos ha picado la curiosidad y queremos saber los que están en el lado opuesto. El ranking de los menos soñadores.

En este caso, los primeros puestos de la lista de animales menos dormilones los encontramos bajo el agua. El tiburón, la ballena y el delfín dada su respiración no pueden dormir. El tiburón necesita estar en constante movimiento para que el agua entre en sus branquias y así poder respirar. Y la ballena y el delfín deben salir a la superficie como mínimo una vez cada 30 minutos para tomar aire.

Si salimos del agua, uno de los animales menos dormilones en tierra es la jirafa. Como mucho duerme 2 horas y lo hace en cortas “cabezaditas” de 5 minutos. Con su tamaño y su largo cuello, está condenada a dormir de pie, si quiere estar a salvo de los peligros que la acechan.

Suscríbete por email
Etiquetas: animales dormilones | animales que no duermen | día internacional del perezoso | osos perezosos

Autor: Inma Moltó

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *