En este blog encontrarás información que te ayudará a elegir los complementos adecuados para que descanses mejor. Esperamos que disfrutes con este artículo:

¿Qué colchón es mejor para el bebé?

La llegada de un nuevo miembro a la familia siempre es una bendición, pero también puede causar miedos e inseguridades. Todo es nuevo, salvo que los padres no sean primerizos. Los cuidados que necesita el bebé nos causan dudas, sobre todo a la hora de dormir. La elección de un colchón adecuado para el bebé es fundamental, así como seguir una serie de recomendaciones. En este post te ayudamos a tomar la decisión.

Un colchón para bebés debe ser firme, ya que los huesos del pequeño están desarrollándose y necesitan una superficie firme para evitar malformaciones. Pero también debe ser una superficie adaptable, es decir que no ejerza presión sobre el cuerpo del bebé. El colchón no debe ser blando pero tampoco excesivamente duro. El bebé a su vez necesita libertad de movimiento y un colchón que no le transmita mucho calor, debe ser transpirable.

El colchón que mejor cumple todos los requisitos anteriores y que por tanto se recomienda como mejores colchones para bebé es el colchón con núcleo de muelles.

A la hora de completar el equipo de descanso de tu bebé debes terner en cuenta que: las almohadas no están recomendadas para menores de 2 años; el somier de madera de haya reduce las alergias; los barrotes de la cuna deben tener una medida de al menos 6 centímetros de ancho y una altura de más de 60 cm para evitar que el bebé pueda trepar o quedar atrapado.

El sueño del bebé

El recién nacido, en condiciones normales, suele dormir entre 18 y 20 horas al día. Poco a poco, y gracias a la intervención y colaboración de los padres, sus pautas respecto al sueño le ayudarán a estructurar mejor la distinción entre vigilia y sueño. A medida que pasen los meses, el pequeño dormirá menos horas en total, entre día y noche, pero más seguidas. La mayoría de esas horas se irán compactando durante la noche, mientras que, de día, el tiempo dedicado a dormir no irá más allá de dos o tres sueñecitos. Lo normal es que cuando haya cumplido un año duerma de media once horas al día.

A la hora de acostar al bebé, los médicos recomiendan hacerlo boca arriba para evitar la muerte súbita. El uso del chupete reduce riesgos ya que evita el sueño profundo del bebé y puede alertar a los padres cuando se despierta.

La temperatura de la estancia y la humedad son también un factor importante. Es recomendable que duerma en la misma habitación que los padres durante los primeros 6 meses.

Publicado en Niños y adolescentes, Salud Etiquetas: bebe | colchones para cunas | el sueño | moisés | salud
Suscríbete por email

Acerca de Jose Antonio Cortés

Periodista 2.0 y apasionado de las redes sociales. Hablamos en @joseantcortes

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Responsable del fichero: ZIA6 S.L . Finalidad: gestionar el envío de la información que nos solicita. Destinatarios: No se comunicarán los datos a terceros. Derechos: acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional. Puede consultar información adicional y detallada en nuestra Política de Privacidad