Un enchufe cerca de la almohada ¿es malo?

Dolores de Lugo nos pregunta si tener un enchufe cerca de la almohada es malo. ¿Hay algún peligro? Si es así, ¿qué puedo hacer para reducir los riesgos?

Tener un enchufe cerca de la almohada supone ciertos riesgos en determinadas circunstancias. La analizamos en esta respuesta a Dolores.

Riesgo de cortocircuito y de incendio

Es importante que la instalación eléctrica de nuestro hogar esté en buenas condiciones, esto evitará riesgos de cortocircuito y posibles incendios. Para ello, hemos de comprobar que no hay cables sueltos por la casa, que toda la instalación cuenta con los aislamientos requeridos, además que los enchufes no estén rotos ni tengan desperfectos.

En caso de que algún enchufe no esté en buenas condiciones, se debe reparar o anular. Si el enchufe está muy cerca de una almohada o de la cama de un niño es muy recomendable usar protecciones para evitar accidentes o que le niño sufra algún percance por manipularlo.

Ante cualquier riesgo de que una persona pueda sufrir un cortocircuito, lo que comúnmente se denomina como que le dé la corriente, nuestro consejo es anular la toma de corriente de ese enchufe o usar protectores.

enchufe cerca de la almohada

Campos eléctricos y magnéticos

Cuando se produce el movimiento de cargas eléctricas se genera a su vez un campo magnético producido por este movimiento. En este campo magnético se producen radiaciones. Estas radiaciones, según algunos estudios pueden perjudicar a nuestra salud.

Estas instalaciones eléctricas deben cumplir con las normativas europeas y nacionales de seguridad. Generalmente, estas instalaciones generan campos electromagnéticos de frecuencia extremadamente baja (50 Hz ó 60 Hz), por lo que no son peligrosas para el ser humano. Nuestro cuerpo está habituado a vivir con ellas.

Sin embargo, hay estudios científicos que aseguran que estas radiaciones afectan a la calidad de nuestro descanso. Sobre todo, cuando en estos enchufes se conectan elementos electrónicos como móviles, routers, ordenadores, que emiten una mayor radiación.

En este caso, nuestro consejo es evitar dormir con este tipo de aparatos eléctricos enchufados, para que las radiaciones no afecten a nuestro descanso. Es mejor dormir con los móviles, tablets, ordenadores conectados a internet, routers en otra habitación.

Por tanto, a la hora de ir a dormir, lo mejor es desenchufar todo lo que hayamos conectado a ese enchufe que está situado cerca de la almohada.

Colchones y almohadas ignífugos

En el mercado encontramos colchones y almohadas y demás complementos de descanso que cuentan con materiales ignífugos. Es decir que en caso de incendio son auto extinguibles y evitan la propagación del fuego.

En Colchones.es podéis encontrar varios modelos de colchones y de almohadas, además de rellenos nórdicos y protectores o cubre colchones. Están compuestos de fibras que en caso de incendio tiene la capacidad de auto extinguirse, para evitar la propagación del fuego.

También encontraréis colchones que tiene la propiedad de descargar nuestro cuerpo de la energía estática acumulada durante el día. Ofreciendo un descanso confortable y con efecto relax.

Si necesitáis consejo para elegir el mejor colchón y almohada ignífugos, puedes escribir un comentario o llamar al teléfono gratuito 900.701.086, de lunes a viernes de 8 a 20 horas. Nuestros expertos en descanso te ayudarán en tu elección.

Suscríbete por email
Etiquetas: cortocircuito | dormir con el móvil | enchufes almohada | enchufes habitación | enchufes y niños | instalación eléctrica | toma de corriente

Autor: Inma Moltó

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *